raíces

TODO LO QUE NECESITAS SABER SOBRE LA MADERA CONTRALAMINADA (CLT)

Texto original publicado en Arch2O | Traducido y adaptado por Madera y construcción

Es muy probable que buscando información sobre construcción en madera, te hayas encontrado varias veces con el acrónimo: «CLT». Estas tres letras significan «madera contralaminada» o «panel de madera contralaminada» y es un producto de ingeniería en madera que promete llevar la construcción a otro nivel.

Es un material eficiente para su uso en diversas tipologías, tanto en edificios bajos como altos y, además, compite directamente con el hormigón y el acero en materia de resistencia, velocidad y coste. Sin embargo, el principal atractivo del CLT radica en el hecho de que, además de ser un material de construcción seguro, es un material sostenible, lo que supone una ventaja a mayores respecto a otros materiales de construcción. En este artículo intentaremos responder a todas tus preguntas sobre este material en auge y contarte todo lo que necesitas saber.

¿Quién inventó la madera contralaminada?

La madera contralaminada apareció por primera vez en Europa, concretamente en Austria y Alemania, a principios de la década de 1990. Luego, a mediados de la década, se realizó una investigación conjunta dirigida por Austria que dio como resultado la producción de CLT en su forma moderna.

Cortesía de Oregon State University

¿Cómo se hace la madera contralaminada?

La madera contralaminada se fabrica principalmente con abeto, pero puede incluir un porcentaje de pino o alerce, y madera dura. 

En la fábrica:

  1. La madera se alisa, se seca al horno y se recorta. El secado reduce la humedad a un porcentaje que no permite grietas o variaciones dimensionales.
  2. Las tablas de madera tratadas se apilan unas encima de otras en capas, conocidas como láminas; cada lámina es perpendicular a la de abajo.
  3. Las láminas se pegan entre sí con un adhesivo no tóxico y ecológico, luego se presionan hidráulicamente para lograr resistencia.

El tamaño de los paneles de madera contralaminada está restringido en ancho al tamaño de la maquinaria de fabricación y en longitud al medio de transporte utilizado. Sin embargo, en su mayoría, el ancho del panel puede ser de 3,5 metros y la longitud suele ser de 13,5 metros, pero puede alcanzar hasta 22 metros.

¿Para qué se utiliza la madera contralaminada?

Bloque de apartamentos en Londres, por Hawkins/Brown. Fotografía: Jack Hobhouse

Desde su desarrollo, el CLT ha resultado útil en diversas aplicaciones de construcción. Los paneles CLT se pueden usar para paredes, suelos y techos tanto en estructuras portantes como no portantes.

Al principio el material se utilizó para la construcción de edificios de baja y media altura, pero en los últimos años se ha convertido en una opción en alza para construir edificios de gran altura. También se ha verificado como un excelente sustituto del hormigón y el acero, debido a su relación resistencia / peso.

Durante los últimos años han surgido múltiples propuestas de reconocidas firmas de arquitectura de rascacielos construidos con madera contralaminada. Aunque ninguna de estas propuestas se ha llevado a cabo por el momento.

¿Por qué usar madera contralaminada?

The Smile diseñado por Alison Brooks para el London Design Festival 2016. Fotografía: Ed Reeve – Cortesía del London Design Festival

Las ventajas de los paneles de madera contralaminada respecto a otros materiales derivados de la ingeniería de la madera son numerosas. El CLT ha demostrado ser superior a los dos materiales de construcción más importantes del mundo, el hormigón y el acero. 

Estas son algunas de sus ventajas:

  • En comparación con otros tipos de madera dura, el CLT es más estable y sus propiedades mecánicas son menos variables.
  • Sus paneles están hechos de capas de grano cruzado, que los hace menos propensos a deformarse bajo el efecto de la humedad.
  • Los árboles purifican la atmósfera al sellar el dióxido de carbono dentro de la madera. Como producto de madera que es, el CLT puede realizar un trabajo similar y eso lo convierte en una opción más sostenible.
  • Las paredes, suelos y techos construidos con CLT pueden prefabricarse y luego ensamblarse en el sitio, reduciendo el desperdicio.
  • Las máquinas CNC se pueden utilizar para producir paneles CLT de forma personalizada, como los de las aberturas de ventanas o puertas.
  • Otra ventaja de la prefabricación de paneles CLT es que acelera el proceso de construcción. Un edificio de 18 plantas podría construirse en tan solo 9 semanas.
  • La prefabricación de CLT también hace que el proceso de construcción sea menos contaminante, ya que se libera menos polvo y ruido.
  • El CLT se puede modelar y darle diferentes formas, incluso curvas. Los paneles pueden doblarse durante el proceso de fabricación o forzarse en el sitio si la relación espesor / longitud es baja.
  • El CLT puede ser más resistente al fuego que algunos aceros no tratados. Cuando se somete al fuego, su capa exterior se convierte en carbón aislante que puede mantener el fuego a raya durante 30-120 minutos.
  • La cantidad de energía requerida para fabricar CLT es la mitad de la necesaria para producir hormigón y casi el 1% de la necesaria para producir acero.
  • La cantidad reducida de energía necesaria durante todo el proceso de fabricación y construcción reduce los costos generales para erigir estructuras CLT.
  • La posibilidad de calcular exactamente la cantidad requerida de CLT para una estructura y la capacidad de planificar desde el inicio todo el proceso también reduce el coste total.

Proyectos de arquitectura de madera contralaminada

Esta es una selección de tres proyectos arquitectónicos en los que la madera contralaminada se utiliza en diferentes formas y para diversas tipologías de construcción.

Centro deportivo en Sarcelles, Francia

Cortesía de ECDM

La pista polideportiva del instituto de La Tourelle fue diseñada por los arquitectos parisinos ECDM Architects en 2005. La cancha está incluida dentro de una estructura de sucesivos marcos de madera contralaminada y riostras perpendiculares que se cruzan con los arcos y los mantienen unidos. Toda la estructura está cubierta con un material translúcido para difundir la luz sin contrastar con la madera.

Centre Pompidou-Metz, Francia

Fotografía: Didier Boy de La Tour

El museo de arte moderno y contemporáneo de Metz fue diseñado por el arquitecto japonés Shigeru Ban, conocido por su excelente trabajo con la madera. El museo está compuesto por volúmenes separados, todos protegidos bajo un techo hexagonal de madera contralaminada. La cubierta está conformada por un entramado de hexágonos y triángulos equiláteros. Los elementos de madera, que forman el entramado, se superponen en las intersecciones; No se utilizan juntas metálicas mecánicas.

Bloque de viviendas Puukuokka, Finlandia

Fotografía: Mikko Auerniitty

Un edificio de madera contralaminada de 8 plantas, diseñado por OOPEAA, es el primero de su tipo en Finlandia. Es uno de los tres edificios planificados para el complejo de apartamentos Puukuokka, y está compuesto por elementos prefabricados de madera contralaminada. La fachada del patio del edificio se recubre de madera de alerce en su color natural, mientras que la fachada de la calle está pintada en gris oscuro.

Accede al artículo original en inglés, AQUÍ


Artículos relacionados que te pueden interesar


Editores del post: Maderayconstruccion

Si te gustó el post, estaría genial que la compartas en tus redes sociales.

A su vez, te animamos a seguirnos en las siguientes redes:

Twitter

Facebook

finsa